Share on Facebook38Tweet about this on Twitter

Que mejor manera de empezar este artículo que con la tan famosa frase, y, conocida por todos los vecinos de nuestro pueblo que hasta no hace mucho el nuevo concejal del equipo de gobierno hacía resonar con sus reivindicaciones en la puerta del ayuntamiento.

Desde su incorporación al gobierno municipal, el amiguismo, el enchufismo y pagos de favores electorales, no han cesado. Este concejal ya ha olvidado sus sonoras reivindicaciones por la llamada “paguica”, palabra que empleaban sus compañeros de partido para referiste a los salarios de los concejales, en su caso, incluso más que el alcalde, una media de 1700 € mensual, eso sí, sin cotizar a la seguridad social.

Este concejal dispone de despacho propio, emplea medios municipales y trabaja prácticamente a jornada completa en el ayuntamiento. Cada cual que saque sus conclusiones.

A día de hoy, vamos sabiendo más cosas del “pacto de Lo Monte”.

En palabras de Ignacio Ramos y del concejal podemita consistía únicamente en trabajar juntos por el bien del pueblo. ¿Cuánto costará el pacto PSOE-VPP a Pilar de la Horadada?

El concejal de VPP ya está aburguesado. Nadie en tan poco tiempo se había olvidado de sus reivindicaciones, sus principios y su programa electoral con tanta rapidez.

Además de las condiciones salariales nombradas anteriormente, ahora nos sorprende desmantelando el personal del departamento de obras y servicios para constituir su propia camarilla personal implementando unas subidas de sueldos abrumadoras para ellos y con la política de “despachos para todos”.

Por último, se suma a la ya conocida estrategia socialista convocando nuevas plazas de trabajo para sus afines con mínima publicidad, siendo esta una práctica poco transparente y en la que las plazas parecen estar adjudicadas antes de que se convoquen.

Por ello, desde el Partido Popular, queremos animar a todos los vecinos que estén interesados en dichas plazas que se presenten y comprueben de primera mano cual es la realidad en nuestro ayuntamiento.